El huracán Harvey deja un desastre

Devastación en Texas

Kenneth Byrant y su esposa, Jennifer Byrant, buscan documentos en lo que fue su negocio de venta de autos, en Katy, Texas, después del paso del huracán “Harvey”

 

Harvey” se degrada a tormenta tropical pero aún ocasionaría inundaciones

“Harvey” se internó en Texas, donde arroja lluvias extraordinarias, después de que destruyera ayer casas y negocios en la costa texana cuando aún era un poderoso huracán, golpe que dejó al menos una persona muerta.

Sin embargo, mucha gente de la región entre Corpus Christi y Houston teme que esa cifra sea sólo el principio, pues las autoridades desconocen aún la magnitud de los daños porque las condiciones climatológicas impiden que los socorristas lleguen a los sitios más afectados.

Además temen por la destrucción que se avecina a causa de la tormenta ya que podría permanecer varios días y arrojar más de 1,000 milímetros de lluvia sobre las ciudades, incluido Houston, la cuarta urbe más grande de Estados Unidos y peligrosamente propensa a inundaciones.

Algunos de los peores daños ayer ocurrieron en Rockport, una ciudad costera de unos 10,000 habitantes que se encontraba directamente en la ruta de la tormenta.

El alcalde Charles “C.J.” Wax dijo que su comunidad recibió un golpe “justo en la nariz” que dejó una devastación generalizada, incluidas casas, negocios y escuelas que tuvieron fuertes daños. Algunas estructuras quedaron destruidas.

Las calles de Rockport estaban llenas de postes de electricidad derribados. Un camión con remolque bloqueaba gran parte de un cruce de caminos importante. La madera de casas desbaratadas yacía desperdigada por las calles del poblado.

El único fallecimiento confirmado es el de una persona cuya vivienda se incendió durante el paso de “Harvey”, que en unas horas pasó de huracán categoría 4 a tormenta.

Unas 300,000 personas estaban sin energía eléctrica en todo el Estado, cuyo gobernador Greg Abbott dijo que probablemente serán necesarios varios días antes de que se pueda reanudar el servicio.

En Twitter, el presidente Donald Trump aseguró que está vigilando “de cerca” el paso del fenómeno y felicitó al personal gubernamental y a las autoridades de Texas por su respuesta ante “Harvey”, el huracán más poderoso en llegar al país en los últimos 12 años.

%d bloggers like this: